Una incógnita: por qué algunas personas se contagian pese a tener la vacuna contra el COVID-19

Existieron múltiples víctimas.
miércoles, 9 de junio de 2021 · 17:05

A pesar de que las campañas de vacunación se están llevando a cabo, muchas personas terminan contagiándose, o incluso falleciendo, debido al coronavirus, a pesar de haberse aplicado una o las dos dosis correspondientes.

Vacunas contra el COVID-19.

En este contexto, la gran pregunta es a qué se debe. ¿Falta de eficacia? ¿Las vacunas ya no sirven contra las nuevas cepas?.

Estas incógnitas las responde un grupo de expertos infectólogos, como así también diversos comunicados de diferentes organismos de salud. Según ellos, la vacuna ayuda a disminuir la gravedad o mortalidad, pero no evita al 100% que una persona se infecte o, incluso, termine falleciendo debido al COVID-19, complicado por alguna condición especifica.

Se debe tener en cuenta también que, para completar la inmunización, tienen que haber pasado tres semanas luego de haber recibido la última dosis.

Las vacunas no previenen del todo la posibilidad de contagio.

Las vacunas tienen una eficacia de alrededor del 90 por ciento. Hay un grupo de gente que no tiene una protección adecuada, pese a estar vacunada. Esto mismo pasa con todas las enfermedades, como el sarampión, viruela, rubeola, la polio, etc., donde las vacunas no son totalmente eficaces. Inclusive, vacunas bacterianas o contra la BCB tienen escasa eficacia, pero igual se dan. Si nosotros protegemos al 90% de la población contra COVID-19, estamos evitando que la misma tenga riesgo alto, como el actual, con muchísimos infectados por día y también muertos”, comentó Ricardo Teijeiro, un reconocido infectólogo argentino.

“Sobre los fallecidos, pese a estar vacunados, hay que evaluar también su condición médica. Si tuvieron comorbilidades, o una enfermedad que lo pueda predisponer a padecer COVID grave. Si es asmático, inmunosuprimido, diabético, etc. La medicina no es solo números. La vacunación es la única herramienta eficaz para salir de la pandemia. En algunos países del mundo como Israel o Reino Unido, ya está controlada y no se declaran muertos por día. Lo mismo ocurre en algunos estados de Estados Unidos”, añadió.

Esta situación está sucediendo principalmente en Argentina, donde muchas víctimas de COVID-19 terminan en los hospitales, cuestionando el hecho de por qué se contagiaron si tienen las vacunas.

Cabe destacar, que Argentina está atravesando una de las peores etapas desde que la pandemia comenzó, con cifras descomunales, dejando en evidencia que esta segunda ola, por la cual está pasando el país, es mucho más agresiva que la primera.

El infectólogo Lautaro De Vedia sostiene que, para lograr escapar de la pandemia, la única solución son las vacunas, y si bien hay fallecidos, pese a estar vacunados, es un número reducido que no genera alarmas.

Además de ello, varios expertos sostienen que, con las nuevas variantes encontradas en el país, es mucho más fácil que las vacunas pierdan cierto grado de efectividad.

La doctora Ángela Gentile, jefa de Epidemiología del Hospital de Niños Ricardo Gutiérrez, es una de las encargadas en responder a la incógnita de por qué las personas se contagian de COVID-19 pese a estar vacunadas.

"Las vacunas previenen las formas graves de la enfermedad y la mortalidad. Todavía no sabemos en qué porcentaje previenen los contagios. Los estudios clínicos muchas veces difieren de la realidad. En ellos, en forma ordenada, se mide la eficacia de la vacuna en los inoculados, pero en condiciones reales, cuando se aplica masivamente, los expertos tienen en cuenta la efectividad que cumplen. Y en la realidad el panorama es un poco más complejo que un estudio clínico”, explicó Gentile.

Fuente: Cadena SER.

La doctora, además, explicó que es importante esperar los resultados de los últimos ensayos, ya que las vacunas que se están utilizando hoy por hoy han sido aprobadas como uso de emergencia.

Los últimos estudios llevados a cabo sugieren que las vacunas ayudan a que una persona no desarrolle síntomas graves, pero no detiene del todo la posibilidad de que un individuo se contagie.

Otras Noticias